La industria de las dietas está llena de mitos y recetas milagrosas que rara vez funcionan. En el mejor de los casos, se consigue perder esos kilos de más... sólo para recuperarlos tiempo después. He aquí una lista de consejos científicamente probados para perder peso.

Los suplementos pueden ser una opción si tienes dificultades para obtener suficientes proteínas en tu dieta.

Un estudio descubrió que la ingesta de proteínas puede reducirse sustituyendo algunas calorías por proteínas, lo que puede ayudar a perder peso y aumentar masa.

Prueba con este: Cuerpo de Fyron

1. Control de las porciones o recuento de calorías

El recuento de calorías es una buena manera de controlar el peso (comer menos) y, por razones obvias, también puede ser muy útil.

Numerosos estudios han demostrado que llevar un registro de la ingesta de alimentos (o simplemente hacer fotos) puede ayudar a perder peso.

Cualquier información que facilite ser consciente de lo que se come es beneficiosa.

2. Descansa bien

Aunque a menudo se pasa por alto, es tan importante como comer bien y hacer ejercicio.

Se ha demostrado que dormir mal es un factor importante en la obesidad. Aumenta el riesgo de obesidad en 89% para los niños y 55% para los adultos.

3. Comer huevos en el desayuno

Los huevos enteros son una gran manera de perder peso.

Los científicos han descubierto que sustituir los cereales del desayuno por huevos puede ayudar a perder grasa corporal y a consumir menos calorías durante las siguientes 36 horas.

No te preocupes si no puedes comer huevos. Puedes desayunar cualquier otra fuente de proteínas de alta calidad.

4. Obtener más

Cuando se intenta perder peso, se recomiendan con frecuencia los alimentos ricos en fibra. Aunque los científicos tienen opiniones encontradas sobre este asunto, los estudios demuestran que la fibra puede aumentar su saciedad y ayudarle a mantener cierto control sobre su peso.

5. Después de comer, enjuáguese la boca con agua

Authority Nutrition, un sitio web estadounidense, admite que no conoce ningún estudio. Sin embargo, muchos recomiendan cepillarse los dientes durante 30 minutos después de comer. No sentirás la tentación de comer un bocadillo de última hora por la noche.

6. Disfruta de la comida picante

La capsaicina es un ingrediente que puede aumentar el metabolismo y disminuir el apetito, como en los alimentos picantes como pimientos.

 

7. Levantar pesas

Las dietas pueden provocar la pérdida de masa muscular y la ralentización del metabolismo.

Este problema se puede contrarrestar haciendo resistencia como levantar pesas. Las investigaciones demuestran que levantar pesas puede aumentar tu metabolismo, lo que ayuda a prevenir la pérdida de masa muscular.

8. Beber té verde

El té verde, al igual que el café, tiene muchos beneficios para la salud. El té verde tiene una menor cantidad de cafeína pero es rico en antioxidantes llamados catequinas. Éstas "trabajan" con la cafeína para ayudarte a quemar más grasa.

Aunque los científicos tienen opiniones encontradas sobre este tema, muchos estudios muestran que el té verde (en o como suplemento dietético) puede ayudar a perder peso.

9. Los alimentos integrales (comida real) son los mejores

Los alimentos integrales son la mejor manera de mantenerse sano.

Estos alimentos inducen naturalmente a la saciedad. Si se come mucho este alimento, es difícil perder peso.

Recuerda que la comida real no requiere una lista porque el ingrediente es lo que la hace real.

10. Reducir el azúcar

El azúcar añadido es el ingrediente más perjudicial de las dietas modernas y, por desgracia, muchas personas lo consumen con demasiada frecuencia.

La investigación ha demostrado que is strongly linked to obesity and other diseases such as type 2 diabetes, heart disease, and others.

Es importante reducir la ingesta de azúcares añadidos si está intentando perder peso. Presta atención a las etiquetas, porque incluso los alimentos "saludables" pueden estar cargados de azúcar.

11. El aceite de coco es una mejor opción

El aceite de coco es bueno para la salud. El aceite de coco se diferencia de otras grasas porque contiene triglicéridos de cadena media, que es una grasa especial de alta calidad.

Los investigadores han demostrado que estas grasas aumentan el metabolismo, por lo que se consumen 120 calorías menos al día y se reduce el apetito. Consumirás casi 256 calorías menos cada día.

12. Comenzar una dieta baja en carbohidratos

Puedes aprovechar los beneficios de la restricción de carbohidratos si sigues un estilo de vida bajo en carbohidratos y lo mantienes.

Numerosos estudios han demostrado que una dieta de este tipo puede conducir a una pérdida de peso de 2 a 3 veces en comparación con una dieta estándar baja en grasas. También mejora nuestra salud.